NO DEJES DE VISITAR
GIF animations generator gifup.com www.misionerosencamino.blogspot.com
El Blog donde encontrarás abundante material de formación, dinámicas, catequesis, charlas, videos, música y variados recursos litúrgicos y pastorales para la actividad de los grupos misioneros.
Fireworks Text - http://www.fireworkstext.com
BREVE COMENTARIO, REFLEXIÓN U ORACIÓN CON EL EVANGELIO DEL DÍA, DESDE LA VIVENCIA MISIONERA
SI DESEAS RECIBIR EL EVANGELIO MISIONERO DEL DÍA EN TU MAIL, DEBES SUSCRIBIRTE EN EL RECUADRO HABILITADO EN LA COLUMNA DE LA DERECHA

sábado, 19 de mayo de 2012

Velad


Velad es tomar el turno de guardia cuando todo el mundo descansa. Es permanecer despierto durante la noche.

Jesús en diversas ocasiones recomienda: “Velad”. Es uno de sus imperativos como otros muchos que se citan de Jesús en el Evangelio. La parábola de las diez vírgenes, del evangelio de Mateo, termina con estas palabras: “Velad, pues, porque no sabéis ni el día ni la hora”. Todas las jóvenes se habían dormido esperando al esposo. Pero las prudentes fueron previsoras, es decir estaban alerta por lo que podía suceder y se llevaron aceite de repuesto para sus lámparas.

Velar es no adormecerse, no dormir sobre los laureles de lo ya adquirido y luego ir tirando de la rifa sino todo lo contrario no contentarse de pequeños arreglos mezquinos.

Velar es siempre esforzarse por ir avanzando en el don de si, el amor, la misericordia el perdón.

Velar es permanecer en el amor, si se vela es porque se ama y se vela por el amado. Una madre vela a su pequeño que duerme o que está enfermo. Una madre puede descansar pero al mínimo movimiento de su bebé la despierta porque su corazón vela. El esposo o la esposa vela esperando el regreso de su conyugue, no puede dormir tranquilo hasta su regreso.

Los cristianos velemos en ocasiones por ejemplo en la vigilia Pascual esperando la Resurrección de Jesús y en ciertas ocasiones hacemos vigilias de oración por las necesidades del mundo, los monjes se levantan a media noche para orar. Domingo de Guzmán era un hombre que velaba por la noche y exclamaba en muchas ocasiones: “Señor ten piedad, ¿qué será de los pecadores?”. Como su corazón ardía por todos los hombres, deseaba que todos se salvaran.

Hacer una vela de oración en la noche es una buena experiencia. ¡Hay tantos que se pasan la noche en la discoteca! Una noche de vigilia de oración da mucha paz. Haced la experiencia.