NO DEJES DE VISITAR
GIF animations generator gifup.com www.misionerosencamino.blogspot.com
El Blog donde encontrarás abundante material de formación, dinámicas, catequesis, charlas, videos, música y variados recursos litúrgicos y pastorales para la actividad de los grupos misioneros.
Fireworks Text - http://www.fireworkstext.com
BREVE COMENTARIO, REFLEXIÓN U ORACIÓN CON EL EVANGELIO DEL DÍA, DESDE LA VIVENCIA MISIONERA
SI DESEAS RECIBIR EL EVANGELIO MISIONERO DEL DÍA EN TU MAIL, DEBES SUSCRIBIRTE EN EL RECUADRO HABILITADO EN LA COLUMNA DE LA DERECHA

viernes, 26 de julio de 2013

"¡¿Querés ser como Pilatos o como el Cireneo?!", arengó el Papa en Vía Crucis

Río de Janeiro (Brasil) (AICA): Cientos de miles de fieles se unieron a rezar en el Paseo de Copacabana el Vía Crucis con el papa Francisco, en uno de los actos centrales de la Jornada Mundial de la Juventud. Recordaron la pasión y muerte de Jesús a través de un espectáculo musical y teatral que los invitó a vivir la solidaridad inspirada en la Doctrina Social de la Iglesia. Francisco los arengó a ser como el Cireneo, María y las mujeres piadosas, que no tuvieron miedo en acompañar al Señor en el sufrimiento. También dejó un mensaje para quienes sufren y para quienes promueven los males actuales.

Más de un kilómetro de la avenida Atlántica precisaron los cientos de artistas en escena para retratar la pasión y muerte de Nuestro Señor Jescuristo en la tradicional oración del Vía Crucis, un momento central de la Jornada Mundial de la Juventud Río de Janeiro 2013.

La organización montó un espectáculo que combinó escenas de las últimas horas de Jesús y un aggionamiento de las situaciones y actitudes de aquéllas épocas que podrían revivirse ahora. Desde el altar central, al final del paseo de Copacabana, el papa Francisco miraba con atención y rezaba junto con los cientos de miles que se extendían por la playa.


La vía dolorosa tuvo 14 temas diferentes de meditación, que se pueden resumir en la presentación de los peregrinos como jóvenes misioneros, convertidos, líderes en la recuperación de las comunidades, portavoces de las madres, seminaristas, religiosos y defensores de la vida, comprometido con el matrimonio, defensores de las mujeres que sufren, estudiantees, apóstoles en las redes sociales, fieles al Evangelio desde la cárcel, esperanzados en la enfermedad terminal, perseverantes a pesar de las discapacidades y protagonistas de la vida de sus continentes.

La idea central del Vía Crucis fue resaltar la capacidad que tiene el joven de ser solidario con los demás, inspirados e impulsados por la doctrina social de la Iglesia a la que llama desde su magisterio Francisco.

Según el director artístico de la JMJ, Ulysses Cruz, fue "completamente diferente" al acto de Madrid: "Hasta los recursos escénicos evocados, pasando por la banda sonora, orquesta sinfónica, DJ y guitarras eléctricas, todo es nuevo en este Viacrucis”.

"En cada estación hubo una sorpresa para que todo fuese más emocionante e hiciese al público reflexionar sobre el significado", contó más tarde. Desde su mirada, trató de reflejar el sufrimiento de Jesús en la Cruz y el sufrimiento del joven de hoy.Mientras la Cruz Peregrina avanzaba en cada estación, aparecían por el medio de las calles jóvenes que representaban al Señor, los apóstoles y las mujeres piadosas de Israel. Pero también hubo quienes hicieron el papel de oficinistas, de jóvenes materialistas o simplemente alejados de la fe.

Un mensaje para quienes sufren y para quienes promueven los males actuales
El Santo Padre permaneció en silencio hasta la decimocuarta estación -"Jesús es sepultado"-. Antes de la breve lectura, se paró y siguió de cerca la entronización de la Cruz Peregrina. Luego, recordó la historia de este madero, entregado a los jóvenes en 1984, al final del Año Santo de la Redención, por el beato Juan Pablo II.

Después, invitó a los jóvenes brasileños a reflexionar sobre tres preguntas, que tuvieron los símbolos de la JMJ recorriendo las más de 240 diócesis desde 2011. ¿Qué han dejado ustedes en la Cruz, en estos dos años en los que ha recorrido su inmenso país?, ¿Qué ha dejado la Cruz en cada uno de ustedes?, y ¿Qué nos enseña esta cruz?, fueron las preguntas lanzadas por el pontífice.

Dejando el portugués, Francisco habló de la cercanía del Señor en la vida de todos los fieles: "Jesús, con su Cruz, recorre nuestras calles y carga nuestros miedos, nuestros problemas y nuestros sufrimientos, también los más profundos".

Enseguida, dejó un mensaje para quienes sufren y también para quienes propagan el dolor a través de los males actuales. El Papa enseñó que Jesús está con los niños abortados y los ancianos abandonados; y, entre otros, "quienes lloran la pérdida de sus hijos". Lo dijo en referencia a los 246 jóvenes que fallecieron en el bolice "Kiss" , en Santa Marta, al sur del Brasil, a comienzos de año.

También indicó que Jesús se une al sufrimiento de quienes tienen hambre a causa del descarte de comida; las familias que tienen a un drogadependiente en su seno; o bien, a quienes son víctimas de la corrupción. También dijo: "La Cruz nos deja la certeza del amor indefectible de Dios por nosotros. Es un amor tan grande que entra en nuestro pecado y lo perdona, entra en nuestro sufrimiento y nos da fuerza para sobrellevarlo, entra también en la muerte para vencerla y salvarnos. En la Cruz de Cristo está todo el amor de Dios, su inmensa misericordia. Y es un amor del que podemos fiarnos, en el que podemos creer". Y subrayó, a viva voz: "¡Porque Él nunca defrauda a nadie!".

El obispo de Roma invitó a fiarse "totalmente" de Jesús , porque sólo el Mesías muerto y resucitado da la salvación y la redención. "Con Él, el mal, el sufrimiento y la muerte no tienen la última palabra, porque Él nos da esperanza y vida: ha transformado la Cruz de instrumento de odio, de derrota, de muerte, en signo de amor, de victoria y de vida".

Francisco convocó a los jóvenes peregrinos a ser solidarios y misericordiosos con los marginados, que esperan gestos ante sus padecimientos. Les presentó dos opciones: ser como los nefastos personajes de la pasión, o ser quienes ayudaron al Señor y lo acompañaron en su sufrir.

"¿Vos, como querés ser? Querés ser como Pilatos, que se hace el distrído, se lava las manos y mira para otro lado?", clamó a viva voz, en una notoria arenga. "¿O sos como el Cirinero, María y las otras mujeres, que no tienen miedo de acompañar a Jesús con amor y ternura? -añadió-. ¿Cómo cual de ellos querés ser? Jesús te está mirando ahora, y te dice: ¿me querés ayudar a llevar la Cruz?".+